Bitcoin El Salvador Nayib Bukele

El Salvador está por caer en default y Bukele sigue comprando bitcoin

*Las finanzas públicas salvadoreñas están en riesgo de impago, según las calificadoras de riesgo. El bitcoin es uno de los factores.

**La criptomoneda le ha generado pérdidas superiores a los 34 millones de dólares al Estado salvadoreño desde su implementación en septiembre de 2021.


Expediente Público

Ocho meses después de que el presidente salvadoreño, Nayib Bukele anunciara la adopción del bitcoin como moneda de curso legal en El Salvador, la aventura de la criptomoneda sigue siendo incierta en el país centroamericano que, además, ahora afronta riesgos de impago según las principales calificadoras de riesgo.

El bitcoin llegó esta semana a su cotización más baja en un año -alrededor de $30 mil por bitcoin- enviando su precio de mercado a menos de la mitad de lo que era en su máximo histórico de casi $ 69,000 en noviembre del 2021.

Para el académico salvadoreño, doctor Ricardo Valencia, profesor asistente de la Universidad estatal de California en Fullerton, “El Salvador puede pagar la deuda de 2023 con mucho esfuerzo, pero le va a traer un grave golpe a las finanzas públicas, lo que también le afectará en las mediciones de riesgo que miden la percepción de que un país concrete un impago”.

“Mi percepción es que la visión más angustiosa para las agencias de riesgo es que si el presidente se reelige inconstitucionalmente no va a pagar deuda”, señala Valencia en declaraciones a Expediente Público.

La reelección presidencial está prohibida expresamente en cuatro artículos de la Constitución salvadoreña, pero en septiembre pasado, los magistrados de la Sala de lo Constitucional impuesta por Bukele en mayo de 2021, hicieron una interpretación que pasa por encima de esas prohibiciones.

Lea además: El Salvador adopta el bitcoin entre protestas y pérdidas de valor de la criptomoneda

Pérdidas no detienen al mandatario

El Gobierno salvadoreño, con el presidente Bukele como principal entusiasta, ha realizado diez compras del criptoactivo. Las primeras nueve compras suman 1,801 bitcoins, que habían requerido una inversión de al menos $90.28 millones de fondos públicos. Pero con la volatilidad del bitcoin, El Salvador perdió en ellas más de $34.4 millones en sus bitcoins luego que el criptoactivo cayera a su nivel más bajo de los últimos 10 meses.

Deslice para ver más
 

La agencia Moody’s Investors Rating degradó el 5 de mayo la calificación de la deuda de El Salvador por un mayor riesgo de impago y presiones de liquidez del Gobierno.

En el análisis de Moody’s, la agencia señala que la baja de la calificación de El Salvador se debe en gran parte a la falta de un plan de “financiamiento creíble”, lo que deriva en un aumento de los riesgos crediticios y se limita aún más el acceso al mercado de inversionistas.

Por ejemplo, el precio de los bonos salvadoreños continuó en caída durante abril y cerró con una baja entre 5 % y 19 %. En un análisis de la agencia financiera Bloomberg se destacó que el rendimiento de los bonos de El Salvador “colapsó” en abril al caer 15 %. Una baja solo superada por Ucrania, país devastado por la invasión de Rusia.

Voceros del Gobierno salvadoreño han insistido que no hay riesgo de impago.

El pasado 2 de mayo, el ministro de Hacienda, Alejandro Zelaya dijo en una conferencia de prensa que “No hay problema con la brecha fiscal para este año. En nuestros cinco escenarios fiscales no hay ninguna obligación que no esté cubierta”.

“El riesgo de impago en El Salvador es remoto y es prácticamente de cero, siempre lo he dicho. Hay gente que le quiere seguir creyendo a algunas calificadoras”, subrayó Zelaya.

Además: La Corte Suprema impuesta por Nayib Bukele le abre el camino a su reelección presidencial en El Salvador

Bitcoin City y bonos bitcoin

En noviembre del 2021, el presidente salvadoreño anunció en medio de una fiesta en la playa, una emisión de $1,000 millones en bonos bitcoin para marzo pasado, pero se ha suspendido por tiempo indefinido y eso ha alimentado aún más los temores de un impago.

“Los bonos bitcoin que habían sido una esperanza que se abrió en algún momento, se está apagando principalmente por la mala racha en la que está el bitcoin”, explicó el economista Carlos Acevedo, expresidente del Banco Central de Reserva de El Salvador esta semana.

Podría interesarle: El bitcoin en El Salvador: entre la incertidumbre y el rechazo

Acevedo sostuvo que en las actuales condiciones el “clima psicológico para emitir bonos bitcoins no es el más propicio” por la caída del criptoactivo, que se cotiza 50 % menos que su precio máximo desde noviembre del 2021 cuando llegó a los $68,789.63.

El presidente también anunció entonces la construcción de una “Ciudad Bitcoin”, en la zona oriental de El Salvador, cercana al Golfo de Fonseca. El lunes 16 de mayo presentó la maqueta del proyecto en sus redes sociales.

“La ciudad viene maravillosamente. Puntos de referencia y todo, y el aeropuerto, la ciudad real será principalmente verde (árboles) y azul (mar), con un hermoso mirador en el volcán”, escribió el mandatario en Twitter la noche del domingo.

La fe de Bukele en el bitcoin parece interminable. Pese al desplome en la cotización del bitcoin, anunció el lunes la inversión de $15.3 millones en 500 bitcoins para aprovechar la baja. La décima compra del criptoactivo.

“La compra de más bitcoin refleja cuan alejado de la realidad está Bukele y le da más razones a las agencias de riesgo para rebajar la clasificación”, subraya el doctor Valencia.

Escaso apoyo al bitcoin

Pero la mayoría de salvadoreños no parece acompañar al mandatario en su fe por el bitcoin.

Un estudio hecho a finales de abril por la Oficina Nacional de Investigación Económica en conjunto con CID Gallup, reveló que, en promedio, solo el 4.9 % de las ventas de las empresas se pagan en bitcoin y el 88 % de los negocios que aceptan el criptoactivo lo transforman a dólares inmediatamente reciben la transacción.

“En general, a pesar de la legalidad del bitcoin y los grandes incentivos implementados por el Gobierno, la criptomoneda no es en gran medida un medio de intercambio aceptado en El Salvador”, dice el informe titulado “¿Son las criptomonedas divisas? Bitcoin como moneda de curso legal en El Salvador”.

El estudio encontró que solo un 20% de los encuestados continuaron usando la billetera electrónica estatal Chivo después de descargarla y gastar el bono de registro inicial de $30 que otorgaba el Gobierno.

Vea: El Salvador: Bukele tras los pasos reeleccionistas de Ortega y Hernández en Centroamérica

Además, solo el 3 % de los encuestados dice que ha recibido remesas a través de la Chivo Wallet en bitcoin, contra un 89 % que no ha utilizado la billetera estatal para este fin.

“Creo que el impacto de la adopción para la gente fue nada pero para la economía es un parteaguas. Primero porque repite una visión extractivista del territorio para ofrecerlo a seudo empresarios rapaces. Después porque se gastaron más de $200 millones en su fracasada implementación”, dijo el académico Valencia. 

“La clave para Bukele fue que nunca reforzó la vigilancia del uso de bitcoin y se hizo voluntaria de facto. Esto le quitó presión social”, agregó Valencia.

Aunque la Ley del bitcoin hace obligatorio el uso de la criptomoneda, en la práctica la mayoría de los negocios no implementaron mecanismos para utilizarlo.

El factor desconfianza

Para uno de los autores del estudio de la Oficina Nacional de Investigación Económica, David Argente, doctor en Economía de la Universidad de Chicago y profesor asistente en Penn State, el factor clave es la desconfianza en la criptomoneda.

“Las dos razones principales que la gente indica que explican la baja adopción de bitcoin son la falta de conocimiento acerca de la criptomoneda y la desconfianza en el bitcoin. Por último, la volatilidad del bitcoin también ha contribuido a la baja adopción”, explicó Argente a Expediente Público.

Varios factores explican la poca adopción de bitcoin en El Salvador. Primero, la baja bancarización y el poco acceso a teléfonos con la tecnología para usar Chivo Wallet.

“Estos dos factores contribuyen a que solo dos tercios de la población conozca de la aplicación o de bitcoin”, señala.

Segundo, pese a los incentivos dados por el Gobierno para incrementar la adopción de Chivo Wallet, “la mayoría de la gente que respondió nuestra encuesta indica que prefiere usar efectivo”, dijo Argente.

“Hay desconfianza en el sistema y falta de conocimiento de bitcoin.  Pese a que solo 11% de las empresas reporta ventas en bitcoin, casi el 90% de esas firmas reporta que convierten las ventas de bitcoin a dólares inmediatamente.  Con respecto a las remesas, según datos oficiales, en marzo solo el 1.5% del total fueron enviadas en criptomonedas”, indicó Argente.

Si quieres copiar contenido mejor compártelo y lleguemos a más personas juntos.